Páginas vistas en total

Escudo del Reino de Granada

Escudo del Reino de Granada
Escudo del Reino de Granada: Fuente: Wikipedia

GRANADA, LA DAMASCO DE OCCIDENTE

GRANADA, LA DAMASCO DE OCCIDENTE

FUNDACIÓN DEL REINO DE GRANADA. LA DIVISIÓN DEL CALIFATO EN REINOS DE TAIFAS

ANTECEDENTES DEL REINO DE GRANADA

Ya en la prehistoria existieron culturas, como la del Argar que ocuparon buena parte de A. Oriental o Región de Granada.

En el periodo ibérico aparece Bastetania, territorio cuyos límites coinciden aproximadamente con la actual Región de Granada. La capital más importante fue Basti, Baza, oppidum rodeado de poderosas murallas de cinco metros de espesor; en la parte más elevada se encontraba una acrópolis con los edificios más importantes. Durante el periodo romano Basti se engrandece con nuevos y lujosos edificios como la basílica, templos, baños, foro...

La actual Granada, la Eliberri ibera, llamada en el periodo romano Florentia Iliberritana o "Municipium Florentinum Iliberritanum" (Iliberri la florecida o la fructífera) vive periodos de esplendor llegando a celebrar un concilio de los más importantes del imperio, el Concilio de Elvira o Ilíberis, esta ciudad contaba con foro, basílicas y otros importantes edificios, así como un buen número de ricas villas rodeándola.

Durante el periodo visigodo, como dice Gallego Burín en la página 29 de su Guía de Granada, el rey Leovigildo, a finales del siglo VI, crea dos regiones en el sur de España: la Bética con Granada, Almería y Jaén y por otro lado la de Híspalis con Sevilla, Cáceres y Huelva. En nuestra región, la Bética, se construyeron importantes monumentos de los que sólo han llegado hasta nosotros algunos restos. La región Bética visigoda coincidía en buena medida con los el sureste de España, Jaén, Granada, Almería y Málaga, es decir la Región de Granada aproximadamente.

GRANADA DURANTE EL CALIFATO DE CÓRDOBA

Tras la invasión y conquista musulmana, la capital no estuvo asentada en "Florentia Iliberritana", sino en la vecina Medina Elvira "que llegó a ser durante tres siglos la capital y metrópoli de la zona suroriental de al-Andalus" como afirma el doctor Enrique Pareja López académico de la Real de bellas Artes de Sevilla; esto se puede interpretar como un claro antecedente del Reino y Región de Granada. Por su parte Ibn al-Jatib decía que "en ella florecieron muchos alfaquíes y sabios, convirtiéndose en un centro de cultura y cabeza de una rica región agrícola"

LA FUNDACIÓN DEL REINO DE GRANADA

El Califato de Córdoba se descompone (S. XI) en pequeños reinos llamados los Primeros Taifas entre los que se encontraba el Reino Zirí de Granada que trasladó la capital desde Medina Elvira hasta la antigua Eliberri. Tras un periodo de esplendor y resurgimiento de lo hispano, llegó una invasión desde el norte de África, los almorávides , tan celosos de su religión que destruyeron iglesias y otros edificios. En este periodo, según varios historiadores, Granada actuó de capital efectiva de la España musulmana.

Seguidamente se produce otra división en los Segundos Taifas (1144-1170), en los que vuelve a resurgir lo hispano y una mayor libertad, pero terminarán con la invasión de los almohades, imperio norte-africano, aún más integrista que terminó con todas las costumbres que pudiesen suponer un alejamiento del islam más estricto.

Este segundo imperio magrebí acabó tras la derrota de las Navas de Tolosa en 1212 surgiendo los terceros taifas, periodo muy breve que termina con la constitución del Reino Nazarí de Granada en 1238. Posteriormente se inició otra invasión norteafricana, la de los Benimerines, que fueron derrotados por una coalición luso-española.

EL REINO DE GRANADA CRISTIANO

Los Reyes Católicos terminan la Reconquista de España el 2 de enero de 1492 con la Toma de Granada, aunque el Reino de Granada no desaparece, continuará existiendo siglos hasta transformarse en la Región de Granada o Región de Andalucía Oriental.

sábado, 26 de noviembre de 2016

PALACIO ZIRÍ DE LA ALCAZABA MALAGUEÑA


Casi contemporáneo del palacio andalusí de Zaragoza, la Aljafería, fue edificado por los monarcas ziríes del Reino de Granada, en concreto por Badis ben Habús tercer rey de rey de la dinastía, quien reinó entre 1038 y 1073, de ahí el nombre de "Habitaciones de Granada". Este fue un periodo de desarrollo cultural y social, en el que la convivencia entre culturas floreció en buena medida, llegando también los judíos y cristianos a los más altos puestos de la administración, como el cargo de visir o secretario real: Semuel ibn Nagrela, José ibn Nagrela o el mozárabe (cristiano que vive en territorio hispanomusulmán) Abú-l-Rabí.

REYES ZIRÍES DEL REINO DE GRANADA
NOMBRE DEL MONARCA
REINADO
Zawi ben Ziri as-Sinhayi
1013-1019
Buluguin ben Zawi
1019
Habús ben Maksan ben Ziri as-Sinhayi al-Muzaffar
1019-1038
Badis ben Habús al-Mansur
1038-1073
Buluguin ben Badis
1073
Abd’Allah ben Buluggin ben Badis, Sayf ad-Dawla
1073-1090

Dirham de Badis ben Habús.
WIKIPEDIA

Reino de Granada en su periodo Zirí.
Se represente un momento en que Jaén ya no pertenecía a este reino,
pues había sido anexionado por Córdoba.

El palacio zirí solo conserva algunas partes originales, los hispanomusulmanes eran poco dados a mantener palacios de una dinastía anterior, cada nueva familia real solía destruir o rehacer los palacios anteriores, incluso los edificados por ellos mismos solían redecorarlos siguiendo las últimas tendencias de aquélla época, algo parecido a lo que ocurre hoy día con muchas viviendas que son redecoradas con el cambio de modas. Se conserva una portada con triple arquería ricamente decorada, más decorativa que estructural; un pabellón con arcos entrelazados de grandes lóbulos y restos de yeserías, alguna otra estancia y restos decorativos variados. Los suelos estuvieron pavimentados con losas de diversos tipos de piedra y a veces mármoles.

Exterior del palacio zirí.

Maqueta del palacio.


Acceso actual.

 A nuestra izquierda la portada zirí,
 muy emparentada en su decoración con el arte cordobés califal.
Al fondo el pabellón Zirí con sus arcos entrelazados.
A nuestra derecha el pórtico con capiteles nazaríes posteriores.

Capitel nazarí con el lema de los reyes de esta dinastía Granadina,
 que mandaron reconstruir este palacio y adaptarlo a los nuevos tiempos y estética.

Lema de los reyes nazaríes de Granada,
recordemos que aquí no se trata de una provincia sino de un territorio más amplio,
 una región o reino en el que se incluía Málaga, Almería, Granada, Almería y parte de Jaén.
"Solo Aláh es vencedor"

Pabellón zirí con arcos entrelazados, el barroco del islám.
Por desgracia han perdido casi toda su decoración de yeserias.

Portada con arco triple, más decorativa que estructural.
Muestra aún mucha influencia del arte califal cordobés.

Interior de la misma portada.

Detalle de la decoración de la misma.
en ella se muestra la alternancia de dovelas de yesería con otras lisas pintadas en rojo.

Otra portada con características similares.

Portada que ha perdido su decoración, por ello muestra su estructura constructiva,
un arco enjarjado desde los riñones, es decir,
 las dovelas se mantienen horizontales hasta el lugar en que se inician los empujes laterales,
a partir de ese lugar toman una orientación radial.

Salida al patio interior con la decoración casi desaparecida.

Gorronera, en la parte superior, elaborada en piedra,
con el hueco que asía la puerta por la parte superior.

Pórtico del patio interior, muy restaurado.

Torre de Maldonado

Decoración interior de la torre, con elementos posteriores.
La bella decoración epigráfica conservada gracias al respeto de nuestra tierra nos dice:
 "La gloria de Dios es perpetua.
La gloria de Dios es eterna"



Columnas del pórtico de la torre de Maldonado.

Decoración posterior de la torre de maldonado.

Elementos decorativos ziríes con influencia califal


La decoración, aún siendo estilizada,
no llega al grado que alcanzará el futuro arte nazarí granadino.
Estos restos nos permiten imaginar como era el palacio del Gallo de Viento
 de la capital del reino, residencia oficial de los reyes de Granada.


Junto a este palacio se conserva la torre de la armadura mudéjar, construida por los cristianos tras la Reconquista, muestra el respeto de los granadinos (hablo de los habitantes del Reino o Región Histórica, no de la provincia ni de la ciudad) hacia la cultura islámica, respeto intercultural que nunca debería perderse.


No hay comentarios:

Publicar un comentario